Editorial: Trump se las cantó a la revolución rojita

El presidente Trump denunció al régimen represivo y dictatorial que sufre Venezuela durante su primer discurso ante la Asamblea General de las Naciones Unidas, aunque su discurso haya sido “molesto e indignante” para el dictador Maduro y sus discípulos.

Donald Trump criticó las restricciones a las libertades básicas y aseguró que seguirá aplicando fuertes sanciones al régimen de Venezuela. Es decir, amenazó circunstancialmente con sanciones financieras a los miembros del grupo revolucionario y a instituciones gubernamentales, y pidió a otros países que hicieran lo mismo.

Para nadie es un secreto, las penurias que viven día a día los venezolanos. Se mueren de hambre y por falta de medicinas. Y no existe ningún indicio de que la situación mejore. El bloque opositor perdió credibilidad y su mayor reto lo pondrá a prueba el venidero 15 de octubre para las elecciones regionales. Luego de unir esfuerzos para un “dialogo-negocio” con el gobierno de Maduro.

“No podemos quedarnos al margen y mirar. Como un vecino y amigo responsable, debemos tener una meta: recuperar la libertad, restaurar el país, retornar a la democracia”, dijo Trump ante unos 130 líderes mundiales, llamándoles a hacer más para enfrentar la fuerte crisis política, social y económica venezolana.

trump_onu_0

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *